Por qué me encanta escribir romántica


No han sido pocas las veces que he visto por ahí a gente menospreciando a la romántica o incluso a gente que conozco sugiriéndome cambiar de género por el motivo que fuera. Aunque quien me conozca y sepa lo que escribo sabrá que me gusta probar cosas nuevas y que no me estanco en la romántica pura y dura, sino que también me dedico a la fantasía, la ciencia ficción y, en muy pocas ocasiones a la novela negra (más por respeto que por otra cosa). Hace mucho que pensaba publicar esta entrada, pero no he visto mejor momento que este para hacerlo.

Por qué me encanta escribir novela romántica

Al contrario de los que muchos piensan, no es un género fácil de escribir, ni mucho menos. Si bien es cierto que la fantasía y la ciencia ficción son un tanto más complicados, la romántica no se queda atrás. ¿Acaso los sentimientos no son complicados? ¿Enamorarse es fácil? Quizá tu respuesta a la segunda sea sí, pero eso no es más que el enamoramiento inicial que, si no se alimenta como se debe, se acaba apagando.

Si eres de los que piensan que escribir sobre romántica es fácil, espero que con lo que leerás a continuación te des cuenta de que no es así:
  • No solo se escribe sobre el amor entre dos personas, también hay una evolución importante de los personajes que los lleva hasta el desenlace del libro y, que sin ella, la trama podría no tener sentido.
  • Es difícil mostrar los sentimientos en lugar de contarlo todo (a pesar de saber la diferencia, créeme que me sigue pasando a veces con lo que escribo, que tiendo más a contar que a mostrar).
  • Se cuentan historias auténticas y cercanas a lo cotidiano, sea juvenil o adulta.
Como bien le dije a alguien hace un tiempo, me encanta ponerme retos en la escritura y, aunque me haya dedicado desde siempre a escribir sobre el amor, sé que ahí no termina la cosa. Por eso, te cuento ahora mis motivos para escribir este género tan menospreciado en la literatura:
  • Me gusta añadir cierto toque intenso en algunas escenas que en cualquier otro género no quedaría tan bien (y me refiero a aquellos en los que no hay romántica por ninguna parte, como la ciencia ficción o novela negra puras).
  • Permite la mezcla con otros géneros, como pueden ser el suspense o la fantasía.
  • Disfruto con la inclusión de las emociones y el erotismo (cuando corresponde, no siempre añado el componente erótico en mis escritos), no solo con las escenas de sexo, sino con aquellas en las que se admite cierto juego entre los personajes.
  • Poder cambiar los finales tristes de la vida real por los felices de las novelas y dar un poco de esperanza a aquellas personas que no la tienen o ya no la conservan
Hace tiempo tenía más motivos, pero en este momento son estos tres los que predominan. Y si, podría estar escribiendo literatura infantil o sobre temas “más interesantes”, pero a mí lo que me gusta es la romántica y nadie lo va a cambiar.








Suscríbete a la newsletter romántica

Tendrás todas las novedades en tu email relacionadas con el blog o con mis próximos lanzamientos, pero lo más importante es que no tendrás spam en tu correo. ¡Prometido!
* indicates required
¿Qué novedades prefieres recibir? *

/ ( dd / mm )
¿Me das tu consentimiento explícito? *

Ficción Romántica te informa de que tus datos personales recogidos en este formulario serán tratados únicamente por la administradora de este blog, Rocío Crespo, con la única finalidad de enviarte novedades, regalos e información de utilidad (nunca spam). Además, te informo de que los datos que facilitas a través de este formulario estarán ubicados en los servidores de Mailchimp, el proveedor de email marketing a través del cual recibirás los boletines informativos, novedades, regalos y sorpresas que se envíen; y cuya empresa (Rocket Science Group LLC) está ubicada en EEUU. Mailchimp está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Puedes ver la política de privacidad de Mailchimp aquí. Si no introduces los datos que aparecen en el formulario es posible que no pueda atender tu solicitud de suscripción a esta lista. En cualquier momento podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de tus datos en rcrespoautora@gmail.com, así como el de presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información detallada en la política de privacidad del blog.

7 comentarios:

  1. Mis razones son más o menos las mismas que las tuyas: escribo romántica porque eso es lo que me gusta leer. Por suerte hay suficientes subgéneros como para ir variando sin tener que renunciar al final feliz, y eso es lo que más me gusta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me gusta leer romántica. Incluso si son libros que incluyen algo de amor pero no están dedicados 100% a eso. Gracias por pasarte y comentar *-*

      Saludos <3

      Eliminar
  2. Mis razones son más o menos las mismas que las tuyas: escribo romántica porque eso es lo que me gusta leer. Por suerte hay suficientes subgéneros como para ir variando sin tener que renunciar al final feliz, y eso es lo que más me gusta.

    ResponderEliminar
  3. Pues yo, que sólo he escrito relatos románticos, no novela, respeto completamente tu decisión y me parece muy bien. ¡Es un género igual de bueno que el resto!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, incluso vale para relatos románticos. Yo también los escribo de vez en cuando y me gustan, además que es eso, la romántica es un género como otro cualquiera. ¡A ver cuando dejan de menospreciarla y de menospreciarnos por escribirla!

      Gracias por pasarte y comentar.

      Saludos <3

      Eliminar
  4. Siendo sincera, si fuera escritora, estoy segura de que no sería una escritora de novela romántica, más que nada porque no es un género que me interese y además, tampoco lo consumo. No soy muy fan del romanticismo, la verdad.

    Y la verdad es que siempre he pensado que la romántica es muy complejo porque se hablan de sentimientos y emociones, y eso es muy difícil de plasmar. Y además, he leído muchos libros de otros géneros que introducen una historia romántica y meten la pata porque o bien no consigue convencerme porque no está bien hecha, o meten la pata porque siempre es lo mismo de siempre: pareja heterosexual; chica sensible e insegura, chico atractivo y rebelde - y me parece muy bien, pero cansa verlo en todos lados. (A mí, como ya sabrás, me gusta romper los esquemas, jaja).

    En fin, apoyo tu opinión y creo que has hecho bien en hacer este post para demostrar que no es tan fácil. :D

    Blue Butterfly

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu comentario y por apoyar mi opinión. Muchos piensan que es fácil, pero no es así. Además, el hecho de que casi siempre se aborden los mismos temas... Si queremos normalizar ciertas cosas, ¿por qué no incluirlas en los libros de manera normalizada también? (Por cierto, sí que sé que te gusta romper los esquemas jeje).

      Saludos <3

      Eliminar

Este blog se alimenta de tus comentarios, por lo que si lees alguno de los capítulos o entradas sobre otros temas, ¿qué te impide expresar tu opinión? Estaré encantada de leerte y responder si es necesario. ¡Anímate a hacerlo! Eso sí, te agradecería que lo hicieras con respeto y sin insultar <3
El spam no está permitido bajo ningún concepto (salvo en la sección de Afiliados para anunciar que te has llevado el botón). Asimismo, si deseas que me pase por tu blog para curiosear o que me pase por alguna iniciativa, tag, premio, etc; te espero por el Libro de visitas.

Ficción Romántica te informa de que tus datos personales recogidos en este formulario serán tratados únicamente para poder mostrar el comentario que envíes y solo estarán almacenados en Blogger (Google) para ese fin. Si quieres leer su política de privacidad, haz clic en el anterior enlace. Si no introduces los datos que aparecen en el formulario es posible que no puedas comentar en el blog. En cualquier momento podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de tus datos en ficcionromantica@gmail.com, así como el de presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información detallada en la política de privacidad del blog.

Con la tecnología de Blogger.